Cómo la usabilidad, la experiencia de usuario y el contenido influyen en los rankings

Los motores de búsqueda están constantemente buscando la manera de mejorar sus resultados brindando los “mejores” resultados posibles. Mientras los “mejores” es subjetivo, los buscadores tienen una idea muy buena sobre el tipo de páginas que satisfacen a sus usuarios. Generalmente, estos sitios web tienen varios rasgos en común:

1. Son fáciles de usar, navegar y entender.
2. Ofrecen información directa y accesible relevante para la consulta.
3. Están diseñados de manera profesional y son accesibles para los navegadores modernos.
4. Ofrecen contenido de gran calidad, legítimo y creíble.

A pesar de los sorprendentes avances tecnologicos, los motores de búsqueda no pueden entender aún texto, ver imágenes o mirar videos de la misma forma en que los humanos lo hacen. Es así que para poder entender el contenido confian en meta información (no necesariamente meta tags) sobre sitios y páginas para así organizar el contenido. Las páginas web no existen solas en el vacío, seres humanos reales interactúan con ellas. Los buscadores utilizan datos para “observar” como se relaciona la gente con las páginas, y esto les brinda información a fondo sobre la calidad de las mismas.

EL IMPACTO DE LA USABILIDAD Y LA EXPERIENCIA DE USUARIO EN LOS RANKINGS

Hay un número determinado de variables que los buscadores toman en cuenta directamente, incluyendo la distribución de las palabras clave, los enlaces y la estructura del sitio web. No obstante, mediante los patrones de enlaces, métricas y aprendizaje automático, los buscadores realizan una cantidad considerable de intuiciones sobre un sitio web en particular. La usabilidad y la experiencia de usuario son influencias de “segundo orden” en el éxito de la clasificación en buscadores. Producen beneficios indirectos – pero medibles – en la popularidad externa de un sitio web, que los buscadores pueden interpretar como una señal de mayor calidad. Este fenómeno se llama “nadie quiere poner un enlace a un sitio web pésimo”.

Desarrollar una experiencia de usuario bien meditada y con empatía puede garantizarte un sitio web que se perciba de manera positiva por parte de aquellos que lo visitan, se animan a compartirlo, lo añaden a la lista de favoritos, vuelven a visitarlo y lo enlazan – señales que poco a poco van haciéndose un lugar en los buscadores y que contribuyen a rankings altos.

ELABORANDO CONTENIDO PARA TRIUNFAR EN LOS BUSCADORES

Desarrollar “contenido excelente” puede que sea la sugerencia más común en el mundo SEO. Sin embargo, a pesar de ya parecer cliché, contar con contenido interesante y de utilidad es crítico para la optimización en buscadores. Toda búsqueda realizada en un buscador tiene una intención – encontrar, aprender, resolver, comprar, reparar, o entender. Los motores de búsqueda ubican a las webs en sus resultados de forma tal que satisfagan dicha intención de la mejor forma posible, y crear contenido de interés y detallado que complete las necesidades de la persona que realiza una búsqueda es una de las mejores formas de obtener altos rankings.

LAS INTENCIONES DE BÚSQUEDA VIENEN EN VARIOS SABORES

BÚSQUEDAS TRANSACCIONALES

 

Identificar un negocio local, realizar una compra en línea y completar una tarea.

Las búsquedas transaccionales no necesariamente implican una compra con tarjeta o transferencia bancaria. Inscribirse para una cuenta de prueba de algún servicio online, crear una cuenta de GMail, o encontrar el mejor restaurante chifa local son ejemplos de búsquedas transaccionales.

BÚSQUEDAS DE NAVEGACIÓN

 

Visitar sitios predeterminados y obtener la URL “correcta” del sitio web.

Las búsquedas de navegación se realizan con la intención de navegar directamente a un sitio web específico. En algunos casos, puede que el usuario no conozca la URL exacta, y el buscador sirve como las “Páginas Blancas”, dando (en el mejor de los casos) la ubicación exacta.

BÚSQUEDAS INFORMATIVAS

 

Buscar información no transaccional, a fin de obtener una respuesta rápida, y “egosurfing”.

Las búsquedas de información envuelven una gran cantidad de consultas, desde averiguar el clima local, conseguir un mapa y direcciones hasta averiguar el nombre del colega militar de Tony Stark en la película de Iron Man o comprobar cuánto dura realmente ese viaje a Marte. Lo que todas estas búsquedas tienen en común es su naturaleza no transaccional, ya que la misma información es el objetivo, y no se requiere interacción más allá de hacer clic y leer.

Satisfacer esas motivaciones depende de ti – Creatividad, escritos de alta calidad, uso de ejemplos, imágenes, y multimedia facilitan la elaboración de contenido que cumple el objetivo del usuario a la perfección. Tu recompensa son clientes satisfechos que encuentran sus consultas resueltas y recompensan esa experiencia positiva mediante actividad en tu sitio web o enlaces hacia éste.

volver al capitulo 5

volver al inicio

Ir al capitulo 7